Estudios del hombre

Los estudios básicos del hombre son:

Espermatograma:
Estudio el cual por medio de una muestra de semen emitida por masturbación evalúa algunos parámetros básicos del semen como cantidad, velocidad y forma de los espermatozoides. Se requiere una abstinencia sexual previa de 2 a 7 días.

Fragmentación de ADN en esperma:
Estudio que recientemente se utiliza como parte de la evaluación del hombre. Se indica cuando no existe otro problema en la pareja o cuando el hombre tiene algún factor de riesgo.

Además se puede solicitar en los hombres:

FISH en esperma:
Estudio que evalúa si hay problemas en el número de cromosomas del espermatozoide. Se solicita cuando hay alteraciones importantes en el espermatograma, cuando hay antecedente de aborto a repetición.

Ecografía testicular, prostática y vesículas seminales:
Ecografía del aparato reproductor masculino cuando existe signos o síntomas de problemas a este nivel.

Cultivo de semen:
Examen para evaluar si existe infección en el semen. Se indica cuando se sospecha de infección en próstata o vesículas seminales. Se solicita como rutina de procedimientos de reproducción asistida de alta complejidad (FIV-ICSI)

Exámenes Hormonales:
Examen de sangre para detectar alteraciones que puede afectar la producción espermática. Se indica en hombres con azoospermia (ausencia de espermatozoides)

Microdelección de Cromosoma Y:
Examen para detectar si el hombre es portador del gen que ocasiona azoospermia e infertilidad. Se solicita en los hombres con azoospermia secretora.

Detección de genes de fibrosis quística:
Examen de sangre para detectar si el hombre es portador del gen que podría ocasionar fibrosis quística en sus hijos. Se solicita cuando el hombre tiene azoospermia y ausencia de conductos deferentes o se sospecha de fibrosis quística.


Comments are closed.